Construir relaciones basadas en la confianza mutua
dessin_hongrie.jpg

La fundación húngara “Perla Verdadera” tiene como objetivo la educación artística y el desarrollo del talento de los y las estudiantes, la ayuda a los niños y niñas, la participación en programas de desarrollo comunitario familiar y la cooperación institucional con escuelas, hospitales y ONGs.

Trabajamos en la región de Told, una de las más desfavorecidas del país y la mayoría de nuestro alumnado, la gran mayoría gitanos, vive en la extrema pobreza. Es necesario que trabajen juntos tanto los gitanos como los no gitanos, los pobres y los ricos. Nuestro objetivo de desarrollo comunitario se centra en una de las pequeñas poblaciones de nuestra red de ayuda, de cuyos 350 habitantes, tan solo 7 tienen trabajo. Las casas están arruinadas, sin agua corriente, sin sistema sanitario, y la red de gas solo abastece a la calle principal. La segregación geográfica, la falta de acceso a los servicios públicos, el bajísimo nivel educativo y la economía local dejan poco espacio a la esperanza de encontrar un trabajo y un lugar en la sociedad.
Este es el motivo por el que llevamos a cabo desde hace más de cinco años un programa de desarrollo comunitario y hemos logrado que nuestro trabajo tenga resultados muy visibles. Establecimos una relación basada en la confianza mutua, los padres y madres entienden que participamos en la construcción del futuro de sus hijos e hijas. Podemos citar, entre otros proyectos, la casa y el jardín comunitario, el sistema de becas, la instalación de contadores de electricidad con sistema de prepago...

También hemos lanzado un proyecto de fabricación de briquetas (especie de carbón) ecológicas a partir de desechos agrícolas, para utilizarlas como combustible. Estas briquetas constituyen una alternativa más barata que la madera, al mismo tiempo su uso reduce la utilización de materiales sintéticos inadecuados.

Animamos a las familias a ser autónomas y a encontrar formas de crear empleos localmente. Queremos acabar con los estereotipos: las personas que viven en la extrema pobreza quieren y pueden cambiar su situación si se les da la oportunidad de hacerlo.

Pusimos en línea una tienda de productos artesanales de las mujeres gitanas y no gitanas que bordan las creaciones artísticas de sus hijos e hijas y las reproducen en soportes como teléfonos móviles, cojines o bolsos. Cada artículo que venden les reporta un pequeño ingreso. El proyecto y su página web se llaman SUNO, que quiere decir “sueño” en idioma gitano.
Oni, miembro de esta comunidad, ha sido seleccionada para ser una de nuestras 6 trabajadoras y explica: “La tía Nora siempre ha confiado en mí, incluso para asuntos de dinero, y esto me ha ayudado a tener confianza en mí misma. Todo el mundo desprecia a los gitanos diciendo que no son dignos de confianza, y sin embargo, Nora confía en nosotras y todo este proyecto se basa en la confianza.

Nora L.R. Fundadora, Hungría

Fotos e Vídeos:
La fundación húngara “Perla Verdadera”